George Whitefield ,Continuista y lleno del Espíritu Santo

¿Era George Whitefield, un hombre poseído, artista, hereje, mentiroso, o un hombre lleno de Poder Apostólico? ¿Quién actuaba en estos cultos?

George Whitefield entrada a su diario el Miércoles, Mayo 14, 1740:

“Llegue a la casa de un Quáquero, la cual estaba en el camino a Nottingham, como a la media noche. Hubo una gran recepción generosa. Predique en la mañana y la tarde, con una gran demostración del Espíritu, y un gran mover entre los oyentes, pocos he visto de esta clase.

Fui invitado por los habitantes hacia allá, quienes estaban experimentado una obra excelente entre ellos, por el Ministerio de Mr. Blair, the Messrs, Mr Tennent, — (nota del autor: otro poderoso predicador) — y Mr Cross, a este último le había negado el pulpito  uno de sus propios hermanos y había sido obligado a predicar en los bosques, donde Dios manifestó su gloria y causo a muchos que lloraran, ¿qué debemos de hacer para ser salvos? 

Me sorprendió al ver una gran multitud juntos con una publicidad improvisada, y en un lugar desierto. Creo que había como 12,000 personas. — (nota del autor: estas cantidades eran comúnes con Whitefield, aun Benjamín Franklin era su amigo y publicaba sus campañas cuando llegaba a filadelfia. Era su amigo) — No había ni hablado ,cuando percibí que  la gente se estaba  derritiendo . Cuando procedí vi la influencia crecer, hasta que de último, (en la mañana y la tarde  —esto está en su diario) miles lloraron, hasta el punto que ahogaron mi voz.

 Nunca había experimentado un panorama glorioso. Oh, muchas fueron las lágrimas que fueron derramadas por el Señor Jesús. Algunos se desmayaron, y cuando recobraban  las fuerzas, escuchaban una vez  más y después se desmayaban.

 Otros lloraban como que estaban en las agonías de la muerte. ¡Oh los pensamientos y palabras que Dios puso en mi corazón! Cuando había terminado mi último discurso, fui traspasado, y dominado con un gran sentido del amor de Dios, que algunos pensaron, pienso yo, que había encomendado mi espíritu. (nota del autor:: Esto era común en la predicación de Whitefield que un profesor de  Yale ha dicho que era simplemente un buen artista—).

Dulcemente yacía a los pies de Jesús. El poder era grande que me constreñía con su amor, libre, y Eterno,  fluía sobre mi alma. Casi tomó mi vida. Al final reviví y cobre fuerzas  para irme con Messrs, Blair, Tennent y otros amigos a la casa de Mr. Blair 20 millas de Nottingham.   En el camino nos refrescamos cantando salmos e himnos. Llegamos de nuestro  peregrinaje a la medianoche.

¡Nunca ha habido un amor como el Tuyo Señor! – George Whitefield. Journals. The Banner of Truth Trust. Pág 424-425.

 

Sobre esto hay mucho de qué hablar. No podemos andar hablando un montón de vanidades y andarle diciendo a la gente que esto es blasfemia contra el Espíritu Santo. John Wesley y muchos otros más nos han narrado sorprendentes cosas que parecieran que no era una mera manipulación de los predicadores, sino una demostración de Poder.

Como cuando Mr. Bolton escucho a William Perkins predicar, su cuerpo fue abatido por el estruendo del padre del puritanismo ingles que cayó al suelo. Lo mismo pasaba con Howell Harris, y Daniel Rowland en Escocia. Predicadores del Metodismo Calvinista fundado por Whitefield. Y así podemos seguir contando y escribiendo testimonios que aunque se presenten muchas veces simplemente se ignora la evidencia.

Esto le pasa a John MacArthur, en su crítica del pentecostalismo y a los carismáticos, hasta el punto que implica que son manifestaciones del demonio. Pablo habla de que puede ser el espíritu humano, diciendo ‘el espíritu de los profetas están sujetos a los profetas‘. Eso es todo.  Dice que estas manifestaciones son extáticas y raras.

Pero en los tiempos más recientes se ha descubierto mucha literatura del Antiguo Cercano Oriente donde se nos narran muchas manifestaciones extáticas y raras.

Los eruditos han dicho que la manera del proceso profético de la escuela  hebrea es similar que la de los profetas paganos, solo que la fuente es diferente, esa es toda la diferencia.

Sin embargo, tienen bastantes similitudes en los raptos extáticos,  e impresiones fuertes hasta el punto que una vez se dijo ‘Saúl está entre los profetas” (1 Samuel 10; Habacuc 3:16.)  cf. Ezequiel 3. Isaías 20:3-4. Y así hay otros textos que no se me vienen a la mente por ahora.  Lo mismo pasaba en los llamados ‘oráculos de Delfi” cerca de Corinto, sin embargo Pablo nunca sugiere que sea el diablo que está metido en el asunto. Esto lo debía de notar John MacArthur. Se debería de tomar el tiempo del Master’s Seminary y estudiar las fuentes primarias.

Queridos hermanos tenemos que tener cuidado con lo que decimos porque existe la posibilidad de contristar al Espíritu y así volvernos tan intelectuales que todo el fenómeno espiritual lo negamos.

Cuando James Davenport se suicidó, Edwards dijo que el diablo había visitado Nueva Inglaterra, y que por esto se había apagado el avivamiento de 1739.

¿Qué hubiéramos dicho nosotros? Si el amilenialismo está correcto —lo cual yo creo que esta—, quiere decir que el diablo justo antes de la Parousia de Cristo, será desatado para infligir más daño a la humanidad y perseguir a la iglesia de Dios.

Esto demanda que la iglesia regrese al Poder de Dios, y que entienda que no tiene lucha contra carne ni sangre. En el escrito de los Esenios se nos narra en el  libro de la batalla de los hijos de la luz contra los hijos de las tinieblas, que los sacerdotes deben de ser vestidos con una armadura especial justo antes de la venida de YHVH.

Se necesita equipar y entender que el diablo está activo, y es un ser que cuando se le ignora mayor influencia ejerce en todos los ámbitos. Falsas doctrinas; intelectualismo que rechaza lo sobrenatural y solo piensa que es la naturaleza humana la fuente de todo mal; política que está infundiendo temor al pueblo de Dios (Salmo 2; Ap 18-19), o una iglesia que debe de ser Casa de Dios y puerta del cielo se convierte o en un manicomio de locos o un club de intelectuales.

Consideremos esto:

Paz a todos los santos y a todos aquellos que invocan el Nombre del Señor Jesús con corazones sinceros, (1 Corintios 1:2).

Calvin, J., & Cole, H. H. (2009). Calvin’s Calvinism: A Treatise on the Eternal Predestination of God (p. x). Bellingham, WA: Logos Bible Software.

Fuente: http://www.pastormariokansas.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s